OCHA LAC ha llamado la atención en su Informe 2017 respecto del panorama de los desastres asociados en un alto porcentaje a fenómenos relacionados al cambio climático, al aumento en la recurrencia de eventos hidrometeorológicos extremos y a la potenciación de la fuerza destructiva de los huracanes, con efectos devastadores para la población, las economías nacionales y mecanismos de subsistencia familiares.

El pasado 3 de junio, el volcán de Fuego en Guatemala presentó la que fuera una de las más fuertes erupciones en los últimos 40 años. Ésta generó alrededor de 1.7 millones de personas afectadas, más de 12.000 evacuados, 110 personas fallecidas y 200 desaparecidas, habiéndose decretado Estado de Calamidad Pública en los departamentos impactados.

Esta es una muestra de los eventos que han llamado nuestra atención y que reseñan una realidad que convoca a todos los actores a acelerar las acciones para la adaptación al cambio climático y la preparación de la población frente a eventos adversos en nuestra
región.

Leave a Reply